12 noviembre 2006

innocent when you dream

Aún queda bastante para la Navidad y no tengo ningún interés en adelantarla, de verdad, pero hoy me ha venido a la cabeza una canción, que aparecía al final de la película Smoke, y que tiene algo que ver con ella.
Para mí es uno de los finales más bonitos y mejor hechos que he visto. Y para mi sorpresa, lo he encontrado en YouTube, y no puedo resistirme a colgarlo en el blog. Si lo que busco es la belleza, aquí encuentro un buen ejemplo. Si habeis visto la peli, podeis volver a rememorar el final (dura un poco más de 15 minutos), y si no, os recomiendo que la veais entera.
Os pongo también el tema de Tom Waits por separado, para que lo disfruteis igualmente si no quereis ver el final.






5 comentarios:

India Ning dijo...

Toda "Smoke" es una delicia, y a todo final precede un principio. Esas historias mundanas del mago Auster son maravillosas.
Un beso!

churra dijo...

Maravillosa.
Si, esto tiene mucho que ver con la belleza .

Un abrazo

Alalluna dijo...

No he visto la película, pero después de lo que has dicho la curiosidad me va a poder, lo veo lo veeeeeo... me la apunto que en cuanto tenga oportunidad estoy cara a la pantalla de la televisión esperando ese final. Así que, de momento, no pondré el video que has colgado, prefiero esperar y verlo cuando realmente corresponde. Besos

Valeria dijo...

No la conozco, pero buscaré la oportunidad para verla.
Un beso, Ahhh

Isthar dijo...

Qué maravilla es Smoke. Si es que Paul Auster es un genio, y eso es lo que hacen los genios, cosas como esta :)

Seguramente te gustará tener esto:

http://www.palabrasmalditas.net/portada/content/view/510/2/

A raíz de este cuento, escribió el guión para la película ;)