05 agosto 2007

no decía palabras



NO DECÍA PALABRAS


No decía palabras,
acercaba tan sólo un cuerpo interrogante
porque ignoraba que el deseo es una pregunta
cuya respuesta no existe,
una hoja cuya rama no existe,
un mundo cuyo cielo no existe.

La angustia se abre paso entre los huesos,
remonta por las venas
hasta abrirse en la piel,
surtidores de sueño
hechos carne en interrogación vuelta a las nubes.

Un roce al paso,
una mirada fugaz entre las sombras,
bastan para que el cuerpo se abra en dos,
ávido de recibir en sí mismo
otro cuerpo que sueñe;
mitad y mitad, sueño y sueño, carne y carne,
iguales en figura, iguales en amor, iguales en deseo.

Aunque sólo sea una esperanza,
porque el deseo es una pregunta cuya respuesta nadie sabe.


Luis Cernuda




9 comentarios:

el nombre... dijo...

el deseo es así. y no hay vueltas. lo definiste muy pero muy bien: una pregunta cuya respuesta nunca se sabe.
y por suerte es así. sinó, estaríamos todos seguros de encontrar lo que deseábamos, cuando encontramos éso, ése, ésa, que, creemos, nos va a contestar la pregunta. Y todo terminaría ahí.
Pero no, el deseo, es el motor, que sigue y sigue rodando por la vida, que nunca cesa.

todo lo que fabricamos a su alrededor, mientras, después, hasta durante, es una ilusión nuestra, (vos decís una "esperanza"), que nos mantiene vivos y con el afán de seguir buscando....

gansumino dijo...

el deseo es el peor de los sentimientos si solo queda en deseo... es como si te quedases sin hacer algo en esta vida.
Otra cosa es poder saciarte... eso es otra cosa
Un beso

maite dijo...

me haces polvo, drexler, cernuda, para para!!!

Valeria dijo...

Lo mejor es sumar deseos... y luego compartirlos. El resultado será perfecto.
Un beso, Ahhh

MALEFICABOVARI dijo...

Es una de mis poesías favoritas, creo que me la se de memoria... ay, el deseo... pienso que nunca acaba mientras intentamos descubrir a la persona que tenemos al otro lado, el deseo va de la mano del secreto... si... y es importante evolucionar, cambiar, rebelarse, para siempre estar en constante estado de ebullición interna y que nunca acaben por conocernos y siempre provoquemos ese deseo... sí... esa es la llave. Creo...
Muchos besos, ahhhhhhhhhhhh, muchos, cuídate¡

blueberrie dijo...

La pasión se alimenta de su propio enigma; las respuestas están de más.
Abrazo.

ahhh dijo...

el nombre: Yo, no, lo dijo Luis Cernuda, je,je (y muy bien por cierto). Y vos si que lo defininisteis muy bien, ese deseo que nunca puede abandonarnos, porque es el que nos hace avanazar contínuamente.
Seguiremos buscando, y deseando....
un beso

Gansumino: desear aquello inalcanzable puede hacernos caer en la frustración, eso es cierto. Pero creer en la utopía, desear aquello casi imposible, también puede servirnos para no dejar de tener nunca esperzanza en que las cosa pueden cambiar. Porque siempre pueden hacerlo, y aquello que pareceía imposible se vuelve una realidad.
Muchas gracias por tu visita (la primera, creo) y por tus palabras

Maite: mujer, no será para tanto, je,je. Simplemente es que nuestros gustos coinciden, de lo cual me alegro :-)
un beso

Valeria: suma y sigue, claro, un sólo deseo no es suficiente, necesitamos más, deseos de todo tipo, desde desear comerse un helado hasta desear cambiar el mundo....
muchos besos.

Male: Para eso no hace falta mucho esfuerzo, je,je, porque nunca acabamos de conocer completamente a nadie, ni siquiera a esa persona objeto de nuestro deseo. El misterio es una de las cosas que hace de la vida una cosa maravillosa. Desear es estar en constante evolución, despierto a la vida.
Un beso grande Male (y gracias por las haches, je,je)

Blueberrie: El misterio que decía Male, el enigma que nos hace estar aqui, día tras día, soportando todo tipo de penalidades y sufrimientos y desencantos.
Bienvenida, y gracias por tus palabras


Es curioso comprobar como el deseo del que habla Cernuda es el mismo que pueda tener cualquiera de nosotros, que el deseo no entiende de normas ni de sexos, no de convenciones sociales. El deseo es un espíritu libre. Quizá por eso nos arrastra tras de sí con tanta fuerza....

el nombre... dijo...

bueno, bueno... no lo dijiste vos, pero trajiste sus palabras...
(a ver cómo salgo de ésta!!!!)

un beso

glauka dijo...

Joooooo!!!!! ¿Sabes? Tengo una vieja carpeta de esas del Insti con frases escritas por fuera de las que entonces me sobrecogían por su intensidad y verdad absoluta(aún lo hacen) y tengo este poema allí escrito, a los 17 ya me tenía contra la pared ;).

Gracias por encogerme el corazón, hoy.